FAO teme que crisis agroalimentaria empeore en 2023 por guerra en Ucrania

La Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) teme que la crisis agroalimentaria desatada por la guerra en Ucrania empeore en 2023 por la reducción de las exportaciones desde India y otros países, dijo el economista jefe de la FAO, Máximo Torero, ante eurodiputados de la Comisión de Agricultura de la Eurocámara.

El economista señaló que ya en 2021 había millones de personas que sufrían inseguridad nutricional en el mundo, una situación que se ha agravado con la invasión rusa de Ucrania.

Aunque el impacto de ese conflicto ya se ha empezado a ver en los mercados agroalimentarios mundiales, Torero explicó que el aumento de las exportaciones agroalimentarias por parte de la Unión Europea y de India este año ha “compensado un poco” la falta de alimentos y otros productos, que afecta sobre todo a países de África, y la subida de precios.

Sin embargo, si se mantiene el conflicto y se añaden las restricciones a las exportaciones por parte de India y previsiblemente de otros países podrían “empeorar” la situación, un problema que sería visible en 2023, indicó.

“Hay mucha incertidumbre para el próximo año, por eso es fundamental respaldar la capacidad de cultivo y exportación de la agricultura en Ucrania, dando apoyo a los más vulnerables, evitando las restricciones a la exportación que pueden encarecer aún más los precios y dañar confianza a los mercados y las medidas que exacerben la inseguridad alimentaria”, dijo.

También, señaló, es necesario analizar “modos de compensar las lagunas buscando incrementos de producción donde sea posible”, señaló Torero.

En ese contexto, consideró importante que el Fondo Monetario Internacional aumente los mecanismos de financiación dedicados a los países más vulnerables para evitar que aumenten los costes de sus cuentas de importaciones.

En la comisión de Agricultura intervinieron también dos representantes del Parlamento de Ucrania, que pidieron a la UE que se pongan en marcha cuanto antes los planes para facilitar la salida de las exportaciones agroalimentarias desde Ucrania, ante el bloqueo de los puertos del país.

El pasado 12 de mayo la Comisión Europea propuso medidas para ayudar a Ucrania a acelerar la exportación de sus productos agrícolas ante el bloqueo del mar Negro tras la invasión de Rusia, y facilitar así la salida “urgente” de 20 millones de toneladas de cereal hacia la Unión Europea (UE) y el resto del mundo.

Precisamente, el Comité de Comercio Internacional del PE aprobó este martes por un procedimiento acelerado la suspensión durante un año de los derechos de importación de la UE sobre los productos ucranianos durante un año para apoyar la economía del país.

El proyecto de texto de la Comisión de Comercio Internacional, que fue aprobado por 38 votos a favor, 1 en contra y 3 abstenciones, está previsto que se someta el próximo jueves al pleno de la Eurocámara, y una vez ratificado entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la UE.

“Con estas medidas de liberalización comercial sin precedentes, nos comprometemos a ayudar a Ucrania a mantener su posición comercial con el resto del mundo”, destacó la ponente del texto, la eurodiputada popular Sandra Kalniete.

Ucrania es uno de los cinco mayores exportadores de cereales del mundo.

Te recomendamos