Fernando Isaías quería ser soldado y murió por negligencia; familia exige justicia

8 marzo, 2024 9:07 am

Marbella Salazar, esposa del soldado veracruzano Fernando Isaías Pérez López, quien murió ahogado en una novatada en el Centro de Adiestramiento de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) en Ensenada, Baja California, exigió justicia y denunció que hasta ahora las autoridades no les han informado sobre la indemnización a las familias de las víctimas.

En entrevista para un medio nacional, Marbella aseguró que la muerte de su esposo de 18 años de edad y oriundo Altotonga ocurrió por una negligencia del teniente coronel David López Ordaz que obligó a una decena de soldados meterse al mar abierto a pesar de que había reporte de oleaje elevado y que la mayoría de ellos, entre estos Fernando, ni siquiera sabían nadar.

Indicó que ese tipo de actividad no forma parte de la instrucción al interior del Centro de Adiestramiento pues para ello tienen piscinas, sino que se trató de un acto negligente del teniente coronel que actualmente está detenido.

“Seguimos con el mismo coraje porque fue una negligencia total al obligarlos a todos; está en proceso un juicio contra esta persona David López Ordaz esperemos que las autoridades hagan su trabajo. No era una práctica del Ejército, ninguna práctica es en mar abierto porque para eso tienen piscinas, me comentan que es una negligencia total. Nos comentaron que pagará por los actos que cometió como abuso de autoridad y espero que sí lo hagan”.

Marbella cuenta que su esposo era un joven alegre con quien ya planeaban tener un hijo tras dos años de matrimonio, pero que este sueño se vio truncado con su muerte.

Hay que recordar que el pasado 20 de febrero los jóvenes que iban a graduarse el 2 de marzo, fueron obligados a lanzarse al mar abierto en la playa Corona de Ensenada, Baja California, como una especie de novatada que le costó la vida a siete personas.

Fue hasta el pasado 1 de marzo que el cuerpo de Fernando fue hallado en la playa Chapultepec y desde entonces las familias han exigido justicia y llevaron el caso ante el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Sin embargo, aunque el teniente coronel a cargo de los cadetes está detenido, las autoridades militares no han hablado sobre la indemnización para las familias de las víctimas.

“No había ninguna posibilidad de que pudiera sobrevivir, no solo aventaron a 11 sino a muchísimas personas y por lo que sé mandaron a quienes salieron primero para ayudar a los demás”, cuenta Marbella.

Te recomendamos