Marcelo Ebrard buscará la candidatura presidencial de Morena en 2030; “tengo que estar”, sentenció

Marcelo Ebrard sentenció que continuará en su objetivo de buscar la candidatura presidencial de Morena, ahora en las elecciones de 2030.

Sí, por supuesto. Yo voy a seguir adelante. Es lo que tengo pensado, no voy a desistir de ello”, aseguró en entrevista.

Luego de anunciar su permanencia en Morena, el excanciller reconoció que evaluó abandonar el partido y sumarse a otro, como Movimiento Ciudadano.

Sin embargo, se cuestionó la posición política fuera de Morena y recordó el apoyo de sus simpatizantes.

¿Por qué habría yo de tirar por la borda 24 años de trabajo para iniciar un proceso con un partido que tiene otra posición política?”, reflexionó.

Marcelo Ebrard narró que su primera plática con Claudia Sheinbaum fue para expresarle su sentir sobre el proceso interno y definir el futuro de Morena respecto de prácticas irregulares del pasado y las distintas fuerzas dentro del partido.

No es una reunión sobre un cargo, porque mi aspiración es ser presidente. Es una reunión para ver a dónde vamos… hacia dónde piensas tú (Claudia) que va esto”, expresó.

En una reunión posterior, continuó, Sheinbaum Pardo concordó con eliminar irregularidades y con reconocer la corriente de Ebrard Casaubón y a sus integrantes.

Yo vi una actitud política sensata, si no, me retiro o hago otra cosa, y me pareció una buena noticia. Porque si no, después de tantos años ver que nuestra generación no pudo lograr todo lo que se ha propuesto sería un fracaso mayúsculo” destacó.

Ebrard Casaubón aseguró que actualmente en su futuro político inmediato “no existe” la posibilidad de integrarse al Senado de la República ni tener un cargo dentro del posible Gobierno de Sheinbaum Pardo.

Lo que sí me importa es que todo lo que hemos defendido sea parte y no sea excluido de lo que es el futuro de Morena y de la Cuarta Transformación. ¿Qué es eso? Lo esencial: necesitas ampliar tu coalición de fuerzas representadas en esta idea política de la Cuarta Transformación, esencialmente las clases medias del país, es un error estratégico excluirlos. Otra línea primordial: hay que reducir el antagonismo.

Ese tipo de cosas que serían el siguiente nivel van a depender de Claudia, como candidata, y después si se tiene el triunfo, como presidenta”, expuso.

Insistió en que su interés por hablar con Claudia Sheinbaum recaía en saber cómo resolvería sus planteamientos.

Es un acuerdo con ella, es un entendimiento. Una vez que conocí su línea política dije ‘sí vale la pena tener este entendimiento’”, recalcó.

Finalmente refirió que no ha visto al presidente Andrés Manuel López Obrador desde su renuncia como secretario de Relaciones Exteriores.

Yo no he hablado de esto con el presidente”, refirió.

Te recomendamos